FELI

Fotografía: Archivo ARQXIOMA

Concurso Dimueble 2014

Introducción:

La butaca FELI es símbolo de honestidad y sofisticación. Su composición provoca una sensación de formalidad y confort. Su diseño atemporal y versátil no compromete a ningún contexto debido al contraste de sus líneas y texturas, pudiendo armonizar tanto en un despacho como en la estancia de una vivienda.

Aspectos Originales:

Lo que hace especial a esta butaca es la composición basada en patrones antropométricos y ergonómicos relacionados con el ser humano. Las proporciones que se utilizaron se hacen evidentes tanto en su morfología como en el sentido y orden de los materiales. Teniendo los elementos justos para su función y aspecto.

Fotografía: Archivo ARQXIOMA

 

Ventajas comparativas respecto a otros productos:

Partiendo de la consideración personal de que lo más importante de un asiento es el confort, el diseño partió de esa premisa. Ya que hay algunas sillas que sacrifican comodidad por apariencia, ésta en cambio tomó en cuenta éstos dos fundamentos.

Además, también fue pensada para tener una construcción práctica, al no depender de procesos de fabricación extraordinarios o de un color o textura en especifico en los materiales, esto hace entonces que puedan variar sus aspectos y por lo tanto los precios. Aunque definitivamente vale la pena construirla con materiales de alta calidad. Como por ejemplo:

Madera: Nogal, roble, olivo, etc.
Metal: Acero o aluminio.
Tapicería: Textil, piel o sintéticos.

Mercado al que se dirige:

Debido a la propuesta que se presenta en esta ocasión -Nogal, textil y acero.- se pretende que la butaca no supere los $10,000 pesos mexicanos al precio público. Haciendo un esfuerzo de que se mantenga a ese margen, para que sea accesible a partir del segmento Medio-alto

Fotografía: Archivo ARQXIOMA

 

Principal innovación que representa:

No existen muchas opciones en el mercado las cuales ofrezcan la versatilidad y formalidad al precio que ofrece ésta butaca. Literalmente la apuesta se inclinó enteramente al aspecto estético, ya que a la fecha se siguen vendiendo diseños que ya tienen muchos años y que aun tienen vigencia. Esa fue precisamente la intención del producto, que el modelo no “envejezca”.

En cuanto al uso y el sentido de un asiento, se conservan y respetan los objetivos y fundamentos de su uso, el de sentarse con la máxima comodidad posible.

Se optó por no experimentar, debido a la limitación tecnológica y económica. Haciendo de éste un proyecto más real y viable.

No siempre el experimento es mas valioso que lo ya concebido.